Cómo hallar satisfacción en tu trabajo

Cómo hallar satisfacción en tu trabajo es de lo que trata el capítulo 14 del libro que estoy leyendo y del que aprovecho para compartirte lo más destacado cumpliendo con el propósito de ayudarte en el cambio que sueñas ver.

LA SATISFACCIÓN EN TU TRABAJO

Cómo hallar satisfacción en tu trabajo
Cómo hallar satisfacción en tu trabajo

Independientemente de cual sea tu ocupación, ya seas  un jefe o un empleado,  un ejecutivo o un obrero,  un médico o una enfermera,  un abogado o una secretaria,  un profesor o un alumno,  una ama de casa o un sirviente,  estás obligado a hallar satisfacción en tu trabajo mientras lo tengas.

Y puedes conseguirlo porque la satisfacción es una actitud mental.

Tu actitud mental es lo único  sobre lo cual tú puedes ejercer un control completo.

Tú puedes adoptar la decisión de hallar satisfacción en tu trabajo y descubrir el medio de conseguirlo.

Es más probable que halles  trabajo si haces lo que te resulta natural es decir aquello para lo cual tú tienes una aptitud o inclinación natural.

Si aceptas un trabajo que no te resulta natural es muy posible que sientas conflictos y frustraciones mentales y emocionales.

Tú puedes sin embargo neutralizar y posteriormente superar tales conflictos y frustraciones si utilizas la actitud mental positiva y experimentas el estímulo de adquirir experiencia y capacidad en tu trabajo.

Y aunque conozcas muy bien tu trabajo,  te encante y estés capacitado para hacerlo muy bien puede ser que algún día podría ser más agradable.

 Por ejemplo,  en el negocio de venta si uno no estudia,  reflexiona y planifica para corregir las dificultades y conservar una actitud mental positiva, ese día puede ser muy perturbador.

Por eso es muy aconsejable leer libros de inspiración y de autoayuda con vistas a la acción de las que podrías aprender tres lecciones muy importantes:

  1. Puedes controlar tu actitud mental mediante el uso de  los factores de auto-motivación.
  2. Si te fijas un objetivo,  es más probable que identifiques las cosas que te ayudarán a alcanzarlo que si no te lo fijas.  Cuanto más alto apuntes en tu objetivo tanto más grande será tu logro si tienes una actitud mental positiva.
  3. Para alcanzar el éxito en todo es necesario conocer las normas y aprender a aplicarlas.  Es necesario dedicarse con regularidad a la reflexión constructiva,  el estudio, el aprendizaje y la planificación.

Y decirte cada mañana: Me siento sano,  me siento feliz, me encuentro estupendamente y así será como te sentirás sano y feliz y te encontrarás estupendamente y  tus  resultados también serán estupendos.

Invertir en ConocimientoS

Cómo hallar satisfacción en tu trabajo
Cómo hallar satisfacción en tu trabajo

 

Las personas que estudian,  reflexionan, planifican y se autosugestionan para alcanzar sus objetivos se sienten felices de verdad ya que:

  1. Han estudiado bien su trabajo, conocen y comprenden las normas y las técnicas y saben aplicarlas tan bien que todo lo que hacen les resulta natural.
  2. Se fijan regularmente unos objetivos y creen que van a alcanzarlos.
  3. Mantienen constantemente una actitud mental positiva utilizando factores de auto-motivación.
  4. Disfrutan de la satisfacción que produce el trabajo bien hecho.

Si eres una persona encargada de formar  a personas en ventas deberías enseñarles que:

  1. Los hábitos que adquiere un vendedor en el transcurso de las primeras dos semanas de actividad tras haber finalizado el cursillo de ventas, le acompañaran a lo largo de toda su carrera.
  2. Cuando tengan un objetivo de ventas deben seguir intentándolo hasta que lo alcancen.
  3. Que apunten más alto.
  4. Que en momentos de necesidad utilicen factores de auto-motivación tales como: ¡me siento sano! ¡me siento feliz! ¡me encuentro estupendamente! para estimularse a emprender una acción positiva en la dirección deseada.

Contento o descontento

Cómo hallar satisfacción en tu trabajo
Cómo hallar satisfacción en tu trabajo

Mira a tu alrededor y observa a las personas que disfrutan con su trabajo y a las que no.  

¿cuál es la diferencia entre ellas?

  •  Las personas felices y satisfechas controlan su actitud mental.
  •  Examinan con visión positiva su situación.
  • Buscan lo bueno y cuando hay algo que no es tan bueno, se analizan a si mismas para ver si pueden mejorarlo.
  • Tratan de aprender más cosas acerca de su trabajo para poder ser más eficientes y conseguir que su actuación resulte más satisfactoria tanto para ellas como para sus patronos.

En cambio los que no son felices se aferran a su actitud mental negativa. En realidad es casi como si desearan ser desdichados.

Buscan toda clase de motivos para quejarse:  la jornada laboral es demasiado larga, la pausa para el almuerzo es demasiado corta,  el jefe es demasiado gruñón, la empresa no concede suficientes vacaciones o no otorga la adecuada clase de bonificaciones.

Es posible incluso,  que se quejen de cosas triviales como “Susi” lleva cada día el  mismo vestido,  el contable no escribe de manera legible,  etc,etc… cualquier cosa con tal de que puedan ser desdichadas y saben muy bien cómo conseguirlo.

Son personas decididamente desdichadas en el trabajo y en general también en otras facetas de su vida.

La actitud mental negativa les domina por completo y ello es cierto independientemente de la clase de trabajo de que se trate.

Si quieres ser feliz y sentirte satisfecho lo puedes lograr controlando tu actitud mental y cambiando la cara de la actitud mental negativa de tu talismán por la cara de la actitud mental positiva porque buscarás los medios de crear felicidad.

Si puedes inyectar entusiasmo y felicidad en tu situación laboral, harás una aportación que muy pocos podrán igualar. Conseguirás que tu trabajo resulte divertido y tu satisfacción laboral se medirá en sonrisas y también en productividad.

Y si tu trabajo es muy rutinario entiende que uno de los secretos de la satisfacción laboral consiste en ver algo más allá de la rutina. Consiste en saber que el propio trabajo conduce alguna parte. Y eso es  cierto tanto si es eres una ama de casa como si eres un archivador, un empleado de una gasolinera o un director de una gran empresa.

Tu hallarás  satisfacción en las tareas rutinarias sólo cuando las consideres como peldaños. Cada tarea es una piedra que permite avanzar en la dirección que tú has elegido.

Por aburrido o cansado que sea tu trabajo si al final del mismo puedes ver el objetivo que deseas,  ese trabajo podrá producirte satisfacción.

Se trata de una situación con la que se enfrentan personas de todas las clases sociales.

Ejemplo:

Si un joven puede tener intención de ser médico pero tiene que trabajar para pagarse los estudios,  el trabajo que encuentre dependerá de muchos factores tales como horario, situación,  clase de paga etc… y la aptitud tendrá muy poco que ver con todo ello.

Es posible que un joven muy inteligente y ambicioso termine detrás de un mostrador de refrescos, lavando coches o bien cavando zanjas.  No cabe duda de que el trabajo no constituye ningún reto para él y no le provoca el menor estímulo.  Es simplemente un medio para alcanzar un fin. Sin embargo puesto que sabe a dónde quiere ir,  cualquier esfuerzo que le exija su trabajo merecerá la pena teniendo en cuenta el  resultado final que le aguarda.  

A veces,  el precio que hay que pagar en un determinado trabajo es demasiado elevado en relación con el objetivo que gracias a él podrá alcanzarse.  Si te encuentras en este caso cambia de trabajo porque si eres desdichado en tu trabajo, los trastornos de esta insatisfacción se extenderán a todas las facetas de tu vida.

Si por el contrario el trabajo merece la pena pero tú te sientes desdichado, desarrolla un descontento inspirador.  El descontento puede ser positivo o negativo,  bueno o malo según las circunstancias. Recuerda una actitud mental positiva es la actitud adecuada en una determinada situación.

El descontento inspirador puede estimular a las personas a pasar del pecado a la santidad, del fracaso al éxito, de la pobreza a la riqueza, de la derrota a la victoria  y de la desdicha a la felicidad.

¿Qué haces cuando cometes un error? y…

¿cuando las cosas van mal?

y…

¿cuando surgen malentendidos con los demás?

y…

¿Cuando te enfrentas con la derrota?

y…

¿Cuando todo parece negro?

y…

¿Cuando parece que no tienes hacia dónde volverte?

y…

¿Cuando no parece posible una solución satisfactoria a tu problema?

¿No haces nada y dejas que el desastre te domine?

 ¿Te encoges?

  ¿Te asustas?

 ¿Huyes?

 ¿O bien desarrolladas un descontento inspirador?

¿Conviertes las desventajas en ventajas?

 ¿Decides lo que quieres?

 ¿Aplicas la fe, la caridad de pensamiento y la acción positiva sabiendo que los resultados deseables se pueden alcanzar y se alcanzarán?

Entiende que toda adversidad lleva la semilla de un beneficio equivalente.  

¿A caso no es cierto que lo que en el pasado parecía ser una gran dificultad o una desdichada experiencia te ha conducido a un éxito y una felicidad que de otro modo no hubieras alcanzado?

El descontento inspirador puede estimularte alcanzar el éxito.

Por ejemplo: Albert Einstein estaba descontento porque las leyes de Newton no respondían a todas sus preguntas,  por consiguiente siguió indagando en la naturaleza y en las matemáticas superiores hasta dar con la teoría de la relatividad y a partir de aquella teoría, el mundo ha desarrollado el principio de la desintegración del átomo,  ha aprendido el secreto de la transformación de la energía en materia y viceversa y se ha atrevido a conquistar el espacio saliendo airoso del empeño y habiendo realizado toda clase de cosas sorprendentes  que seguramente no hubiéramos logrado si Einstein no hubiese desarrollado un descontento inspirador.

Como es natural no todos somos como Einstein y es posible que los resultados de nuestro descontento inspirador no cambien el mundo pero pueden cambiar nuestro mundo y nosotros podemos avanzar en la dirección que deseamos.

 

¿Es usted una clavija cuadrada en un taladro redondo?

Cómo hallar satisfacción en tu trabajo
Cómo hallar satisfacción en tu trabajo

Las características,  habilidades y capacidades que te hacen feliz y afortunado en un ambiente pueden crear una reacción contraria en otro.

Tú tienes tendencia a hacer bien  lo que quieres hacer.

Se le llama una clavija cuadrada a la persona que  trabaja o interviene en actividades que no le resultan naturales y que le  repelen en su fuero interno.  En esta desdichada situación en mejor que cambie su situación y se sitúe en un ambiente que le  agrade.

Es posible que tú no puedas cambiar tu situación.  En tal caso podrías introducir modificaciones en tu ambiente de tal manera que éste coincida con tus características,  habilidades y capacidades y puedas ser feliz. Cuando así lo haces,  tú encajas con el taladro! Esta solución te ayudará a cambiar tu actitud de negativa a positiva.

Si desarrollas y conservas un ardiente deseo de hacerlo,  podrás incluso neutralizar y cambiar tus tendencias y hábitos mediante la puesta a punto de otros nuevos. Podrás redondear la clavija si te sientes suficientemente estimulado. Pero antes de alcanzar el éxito en el cambio de tus tendencias y hábitos, disponte a enfrentarte con conflictos mentales y morales.

Podrás ganar si estás dispuesto a pagar el precio.

Es posible que te resulte difícil pagar cada uno de los plazos necesarios sobre todo los primeros.

Pero cuando  hayas pagado,  los rasgos recién adquiridos acabaran predominando. Las antiguas tendencias y hábitos quedarán en estado latente.

Tú serás feliz porque harás lo que te resulta natural.

Para garantizar el éxito conviene que trates celosamente de conservar tu salud física, mental y moral durante este periodo de lucha interior.

Ideas a seguir:

  1. La satisfacción es una actitud mental
  2. Tu propia actitud mental es la única cosa que posees sobre la cual sólo tu ejerces un control completo
  3. Apréndete de memoria: me siento sano, me siento feliz, me encuentro estupendamente
  4. Cuando te fijes un objetivo…¡ apunta más alto!
  5. Conocer las normas y aprende a aplicarlas.
  6. Fíjate un objetivo y sigue intentándolo hasta que lo alcances.
  7. Ve más allá de la rutina, utiliza la teoría de los escalones.
  8. Desarrolla un descontento inspirador.
  9. ¿Qué haces si eres una clavija cuadrada en un taladro redondo?

La derrota puede ser un escalón o un obstáculo según sea tu actitud positiva o negativa

Y para despedirme como todos los días, si todavía no has participado en un taller de Reingeniería de Tu Destino ya sea presencial o a través de internet, entra en mi página web Elisabet Ponsa  e infórmate de como puedes hallar satisfacción en tu trabajo sin fallar:

TALLER REINGENIERÍA DEL DESTINO PRESENCIAL

Ó

TALLER DE REINGENIERÍA DEL DESTINO ONLINE

SI QUIERES QUE TE HAGA LLEGAR CADA SESIÓN QUE GRABE O ESCRIBA SOBRE LO MÁS IMPORTANTE SEGÚN MI CRITERIO:

 

Life Coach. Facilitadora y Consultora de la Academia del Pensamiento.
Te muestro cómo funcionan las Leyes Naturales del Universo que trabajan todo el tiempo y para todo el mundo y así las puedas aplicar para obtener el éxito que sueñes tener.
Te Ofrezco los recursos necesarios para que puedas alcanzar todo aquello que fervientemente puedas desear.
Te muestro cual es la raíz de todos tus males y el cómo tu puedes crear una nueva realidad.
Te doy acceso a información y metodologías simples pero altamente eficaces para que puedas vivir de tu pasión, escoger tu tiempo libre, mantener relaciones de calidad con tus seres queridos y así disfrutar mucho más de la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *